Guía para el cuidado de la piel del bebé: La piel seca del recién nacido, la dermatitis del pañal y el eczema

Como madre/padre, no hay nada más especial que acariciar la piel increíblemente suave de tu bebé. Sin embargo, proteger y cuidar la delicada piel del bebé a veces puede ser complicado, ya que, por muy bonita que sea, también es muy sensible.

Para los padres primerizos o los que esperan un bebé, hemos reunido nuestros consejos expertos para el cuidado de la piel del bebé, que incluyen cómo protegerla de la sequedad, los eczemas, la dermatitis del pañal, las rozaduras y el sol.

La barrera protectora de la piel del bebé recién nacido

La piel de tu bebé constituye una barrera esencial, que no sólo le protege del calor y el frío, sino también de las bacterias dañinas y otros gérmenes que pueden causar afecciones cutáneas.

Una cosa que quizá no sepas es que la piel de tu bebé aún se está desarrollando. El desarrollo de la piel de tu bebé comienza en el vientre materno y sigue desarrollándose durante su infancia. Los estudios demuestran que la piel de un bebé puede ser un 30% más fina que la de un adulto, lo cual es una de las razones por las que suele ser mucho más sensible.

Tener una piel sensible puede significar que reaccionen a productos como el detergente y los jabones, así como que desarrollen afecciones cutáneas comunes. Afortunadamente, la mayoría de las afecciones cutáneas desaparecen sin necesidad de tratamiento, aunque hay algunas formas de ayudar a reducir la irritación y proteger la piel de tu bebé.

Piel seca en bebés

La sequedad de la piel de los bebés recién nacidos es una preocupación habitual para los padres, pero no debes preocuparte por la descamación de los primeros días o meses después del nacimiento: es completamente normal y puede resolverse fácilmente con algunos consejos.

¿Cómo hidratar la piel seca de un bebé?

Durante el primer mes, la piel de tu bebé desarrollará su propia barrera protectora natural. Te recomendamos que laves a tu bebé con agua corriente y, hacia el segundo mes, puedes empezar a introducir productos suaves y adecuados para bebés. Debes evitar el uso de sulfatos, parabenos, ftalatos, colorantes y perfumes artificiales para evitar la sequedad de la piel de la cara y el cuello de tu bebé. Si no estás segura de lo que debes aplicar a la piel escamosa de tu bebé, siempre puedes hablar con un farmacéutico o con tu pediatra.

Los productos de limpieza e hidratación que elijas para tu bebé cuando sea un poco mayor deben ser suaves y estar desarrollados especialmente para él.

Eczema en bebés

Muchos bebés también sufren de eczema; de hecho, uno de cada cinco niños en España tiene eczema. Entonces, ¿qué causa el eczema en los bebés? Los investigadores no están del todo seguros de la causa, pero se cree que es una mezcla de factores genéticos y ambientales. El eczema hace referencia a una serie de enfermedades inflamatorias de la piel, como el eczema del cuero cabelludo (también llamado costra láctea), la dermatitis y el eczema dishidrótico. El eczema del recién nacido se caracteriza por una erupción roja que hace que la piel esté seca y pique. Esta erupción puede tener bultos y rezumar líquido.

Cómo tratar el eczema en bebés

A menudo, el eczema de los recién nacidos desaparece por sí solo, pero si te cuesta eliminarlo hay algunos tratamientos que puedes probar, como por ejemplo

  • Evitar los baños calientes, ya que pueden irritar aún más la piel.
  • Hidratar al bebé con frecuencia después del baño con lociones sin perfume formuladas para pieles sensibles.
  • Evitar el uso de sustancias irritantes como la ropa de lana, los perfumes y los jabones corporales perfumados.
  • Seca la piel de tu bebé dando suaves palmaditas en lugar de frotarla
  • Viste a tu pequeño con ropa suave y holgada para minimizar la irritación

Si el eczema persiste, el médico puede recomendar cremas tópicas para el eczema del bebé, como corticosteroides, antihistamínicos y antibióticos.

Irritación por el pañal en bebés

La dermatitis del pañal es habitual en los bebés y suele producirse cuando la delicada piel que rodea la zona del pañal de tu bebé se irrita. Puede ser un momento muy duro tanto para ti como para tu bebé, así que para evitar ese momento de "oh no", toma medidas para prevenirla, en lugar de esperar a tratarla.

Nuestros principales consejos para prevenir la irritación del pañal del bebé son cambiar los pañales con la mayor frecuencia posible y utilizar siempre una crema protectora. La pomada protectora Mitosyl puede utilizarse en cada cambio de pañales para ayudar a prevenir la dermatitis del pañal, ya que ha sido formulada específicamente para aliviar la irritación y el enrojecimiento.

Para obtener más información sobre cómo evitar la dermatitis del pañal, lee nuestra guía completa sobre la dermatitis del pañal y los siete factores desencadenantes.

Detergente para ropa del bebé

Entre las enfermedades de los bebés y los desastres de los pañales, como padre, ¡hay un ciclo constante de lavado de ropa! Por eso, es importante encontrar el mejor detergente que limpie la ropa del bebé sin irritar su piel.

A la hora de lavar la ropa de tu pequeño, busca un detergente no biológico que elimine las manchas de comida. El uso de un suavizante con propiedades hipoalergénicas también hará que su ropa sea suave y ayudará a reducir el riesgo de irritación en la piel de tu bebé.

Un consejo que te damos es que elijas prendas de fibras naturales, como el algodón y el lino, que permiten que la piel respire. Aunque las chaquetas y los jerseys de punto pueden ser muy bonitos, es importante recordar que la lana puede irritar la piel ya sensible. Por eso, a la hora de planificar el vestuario de invierno de tu bebé, es mejor ponerle un chaleco de algodón debajo de cualquier prenda de punto de lana.

Protege la piel de tu bebé de las rozaduras

Aunque las uñas de tu bebé sean más blandas que las tuyas, siguen siendo lo suficientemente afiladas como para arañar y crecen sorprendentemente rápido. A la hora de hacerle la manicura, puedes utilizar una lima de uñas o unas tijeras especiales para bebés con las puntas redondeadas. A muchos padres les resulta más fácil cortarle las uñas a su bebé cuando está durmiendo, para que no se mueva.

Para evitar cortarlas demasiado cerca de la punta del dedo, sujeta el dedo de tu bebé y presiona la almohadilla de la punta del dedo hacia abajo y lejos de la uña. Las uñas de los pies crecen más lentamente y requieren menos mantenimiento.

Llama a tu médico si la piel alrededor de las uñas de los pies se enrojece, se inflama o se endurece..

Protección solar para bebés

¿Pueden los bebés usar protección solar? La piel de los bebés es tan sensible que es mejor evitar la exposición al sol, en lugar de utilizar crema solar para bebés, durante los primeros seis meses. Es especialmente importante evitar la exposición directa cuando el sol está en su máxima intensidad, entre las 10 y las 16 horas. 

Cuando tu bebé tenga al menos seis meses, puedes proteger su piel aplicando un protector solar con un FPS muy alto, como el FPS50+, y que esté especialmente formulado para la delicada piel del bebé, como Ladival® Niños. Asegúrate de aplicarle la crema solar 30 minutos antes de salir a la calle y vuelve a aplicársela con frecuencia si llevas a tu bebé a la piscina o si está sudando.

El mejor consejo: Intenta aplicar la crema solar en la muñeca de tu hijo antes de usarla para comprobar si hay irritación con ciertas fórmulas.

Esperamos que este artículo te haya ayudado a saber más sobre el cuidado de la piel del bebé, incluida la protección contra la piel seca, los eczemas, la dermatitis del pañal, las rozaduras y el sol. ¿Tienes alguna otra pregunta sobre la dermatitis del pañal? ¿Qué consejos te gustaría escuchar de nosotros? Háznoslo saber en Instagram o Facebook. Para mantener a tu bebé feliz y sano, consulta nuestra gama de productos Mitosyl especialmente formulados para el cuidado de la piel delicada del bebé.

Cambios del cuerpo en el embarazo

Cómo prevenir la dermatitis del pañal

Cómo cambiar un pañal: Guía paso a paso