Escrito por Andreu Prados

Elegir la mejor guardería para su niño pequeño

El día que tu pequeño comienza la guardería abre un capítulo emocionante en vuestras vidas. Las guarderías no solo son un gran lugar para que tu niño pequeño haga nuevos amigos, sino que es una forma increíble para que desarrollen sus habilidades sociales, preparándolos perfectamente para el gran salto de comenzar la escuela. 

Sin embargo, para nosotros, los padres, elegir la guardería adecuada para nuestro pequeño puede ser una decisión difícil. Desde la seguridad de tu hijo hasta si disfrutará o no de la comida, la cantidad de puntos que debes considerar puede ser un poco abrumadora. Por ello, en nuestro blog que dejamos una lista con 5 pasos para tener en cuenta antes de elegir la guardería. 

PASO 1: HAZ UNA LISTA CORTA

Nuestro primer consejo sería elaborar una lista corta de guarderías de tu zona, pudiendo incluir tanto guarderías públicas como alternativas privadas (como niñeros o niñeras) si lo prefieres. 

Para ayudarte a reducir aún más las opciones, intenta enumerar cualquier factor positivo para cada guardería que sea importante para tu familia. Por ejemplo, ¿cómo de cerca está de casa?, ¿está cerca del trabajo?, ¿los horarios de entrada y salida se adaptan a tu horario laboral?, ¿abren durante el periodo de verano?.

Si tienes un presupuesto en mente, puede valer la pena anotar la tarifa por hora o diaria de cada guardería para asegurarte de que sea la opción más adecuada financieramente.

PASO 2: VISITAR A LOS FINALISTAS

Recomendamos visitar tus opciones favoritas en persona, ya que la apariencia del lugar es realmente importante. Incluso podría estar bien llevar a tu pequeño para ver como reacciona. 

Nuestras principales sugerencias sobre qué buscar serían:

  • Un equipo de personal amable y acogedor que participe en las actividades de los niños. 
  • Las guarderías deben tener actividades divertidas planificadas para cada día, con un elemento de aprendizaje también, es decir, creativo, desarrollo físico o cognitivo. 
  • Una de nuestras principales prioridades como padres es que nuestro pequeño disfrute de su tiempo en la guardería, así que echa un vistazo a tu alrededor para ver si los otros niños parecen estar divirtiéndose.
  • Las guarderías deben permitir que los niños hagan ejercicio todos los días, así que observa si hay un área al aire libre para que los niños puedan jugar afuera. 

PASO 3: CREA UNA MINI Q+A

Si es la primera vez que busca guarderías, es posible que no sepas por dónde empezar a preguntar en tus visitas, pero este punto, ¡lo tenemos cubierto! Por supuesto, estas preguntas son solo una guía, tu instinto como padre te dirá mucho más, así que no te preocupe demasiado por preguntar lo correcto.

Nuestras principales sugerencias serían:

  1. ¿Cuántos niños hay en total? ¿Cuál es la proporción de personal por niños? Esto es para que sepas que a tu hijo se le prestará suficiente atención durante el día.
  2. ¿Proporcionan comidas, material, pañales, etc.? De esta manera, sabrás si necesitas preparar algo en una bolsa para tu niño pequeño todos los días.
  3. ¿Qué cualificaciones y/o experiencia tiene el personal?
  4. ¿Cómo lidian con el mal comportamiento y cómo se promueve el buen comportamiento? Esto te da una idea de cómo preparar a tu pequeño para la guardería. 
  5. ¿Qué sucede si mi hijo se enferma? Esto es genial saberlo en caso de que tu niño pequeño se ponga malo durante las horas de trabajo.
  6. ¿Cuál es la política para otras personas que recogen a tu hijo?
  7. ¿Los horarios de entrega y recogida tienen alguna flexibilidad? Si tienes horas de trabajo impredecibles, querrás saber si la guardería puede ser flexible.
  8. ¿Cómo ayudarán a tu hijo a instalarse en su nuevo entorno?

PASO 4: COMPROBAR LA CALIDAD

Las guarderías durante todo el día deben proporcionar un ambiente seguro y limpio, esto significa que no deben tener ningún equipo de juego roto o envejecido. La seguridad debe ser una alta prioridad, y afortunadamente las guarderías están inspeccionadas por el departamento de educación, lo que nos facilita a los padres verificar la calidad general. 

Normalmente, las guarderías tienen certificados registrados en los que se muestra la puntuación que han sacado en la última inspección, por lo que podrías solicitarla o buscar referencias online. 

PASO 5: PEDIR REFERENCIAS

¡No hay mejor opción que preguntar a otros padres! Si puedes visitar la guardería durante la hora de recogidas, tendrás la oportunidad de hablar con otros padres.

Otra opción si eres padre primerizo, es preguntar por opciones de guardería durante vuestras clases pre-parto, ir con antelación no es ningún problema, ya que hay guarderías que incluso tienen lista de espera.  

No lo olvides, lo más importante es que tu pequeño disfrute de su tiempo en la guardería y esté deseando ir todos los días. Es probable que al principio le cueste un tiempo adaptarse, por lo que ¡ten paciencia!

Rabietas de los niños pequeños: Cómo reaccionar

Cómo presentar al nuevo hermanito a tu niño/a

Cómo cambiar un pañal: Guía paso a paso